Biden sería un desastre para los no nacidos ante la ONU. By Austin Ruse (C-Fam) - El Sol Digital
Biden sería un desastre para los no nacidos ante la ONU. By Austin Ruse (C-Fam)

Biden sería un desastre para los no nacidos ante la ONU. By Austin Ruse (C-Fam)

Las elecciones presidenciales de Estados Unidos aún no están decididas. Pero la campaña terminó y, como organización sin fines de lucro con sede en EE. UU., podemos hacer algunos comentarios.

Una administración de Biden-Harris sería un desastre absoluto para los niños no-nacidos, la libertad religiosa y la familia. Serían mucho peores que los Clinton, que eran horribles, y los Obama, que eran peores.

Esto es lo que haría un presidente Biden de inmediato.

Quitaría a Estados Unidos de la Declaración de Consenso de Ginebra que encabezó Estados Unidos y que dice, correctamente, que el aborto no es un derecho humano, y que las leyes que lo regulan deben ser determinadas por los estados soberanos. Biden presionará a otros gobiernos para que borren sus nombres de la declaración y presionará a otros gobiernos para que no se unan al consenso.

Biden comenzará inmediatamente a financiar grupos en el extranjero que practican y promueven el aborto. Como es bien sabido, la política de la Ciudad de México prohíbe esta práctica. Es más, el presidente Trump amplió esta política, antes sólo centrada en el presupuesto de planificación familiar, hacia todo el presupuesto de salud mundial. Todo esto desaparecerá y EE. UU. volverá a financiar grupos que se dirigen contra los bebés no nacidos en el mundo en desarrollo.

Biden reanudará la financiación del Fondo de Población de la ONU, un motor importante que impulsa el aborto en los países en desarrollo. Los presidentes republicanos le han quitado la asignación a este Fondo de Población por participar en el establecimiento de la brutal política china de un solo hijo que resultó en millones de abortos forzados.

Biden comenzará a promover el aborto en los documentos de la ONU bajo la frase “salud reproductiva”. Uno de los logros de los que más se enorgullece el movimiento pro-vida fue hacer que esa frase fuera nuevamente controvertida. La administración Trump se comprometió a eliminar el término, reemplazarlo o definirlo de manera estricta. Además, otros gobiernos siguieron el ejemplo de Estados Unidos. Biden se unirá a la Unión Europea y las principales agencias de la ONU para presionar por el aborto como un derecho humano y forzar su reconocimiento en las sociedades tradicionales. Para la izquierda, el aborto es prácticamente un sacramento religioso.

Biden promoverá el aborto como parte del derecho humanitario, también conocido como las leyes de la guerra. Lo hará a través del Consejo de Seguridad de la ONU, donde el presidente Trump pudo detenerlo durante estos últimos cuatro años. Esto no tendrá precedentes y será muy peligroso para las mujeres en zonas de guerra. Esto colocará al aborto en un nivel muy alto en el derecho internacional.

El Sr. Biden continuará la práctica de impulsar la agenda LGBT, incluida la presión de los países pobres para que adopten esta agenda radical que es ofensiva para la mayoría de las personas en el mundo. Biden también impulsará lo que se conoce como “educación sexual integral”, que es un plan de estudios de la revolución sexual.

Solo quisiera señalar que el movimiento pro-vida de la ONU ha sobrevivido antes a semejantes atrocidades. Sobrevivimos a los años de Clinton. Sobrevivimos a los años de Obama. Por mucho que lo hayan intentado, el aborto todavía no forma parte del derecho internacional. La orientación sexual y la identidad de género no forman parte del derecho internacional. La familia todavía se define como hombres y mujeres unidos en matrimonio. Sobreviviremos a los gustos y la gente como Joe Biden.

Sin embargo, esta es la advertencia. Biden está rodeado de las personas más radicales que jamás hayamos enfrentado, y contará con el apoyo total de la burocracia que, tanto en la ONU como en el gobierno de los Estados Unidos, se han pasado los últimos cuatro años trabajando en contra de los deseos del presidente Trump.

Se avecinan días oscuros si Joe Biden final y oficialmente queda proclamado como ganador de estas elecciones. Todos deben estar preparados. Nosotros lo estamos.

 

Deja un comentario

El email no será público.