El Cultural - Museo de la Aduana de Málaga - El Sol Digital
El Cultural – Museo de la Aduana de Málaga

El Cultural – Museo de la Aduana de Málaga

Esta semana hemos visitado el museo de la Aduana de Málaga. Richerdios.

Museo de la Aduana de Málaga

Dirección: Plaza de la Aduana, S/N, 29015 Málaga.

Horario: 9 a 20. Domingo 9 a 15. Lunes cerrado. Entrada gratuita para ciudadanos de la Unión Europea.

La creación del Museo Provincial de Bellas Artes de Málaga fue una vieja iniciativa de los académicos de la Real Academia de Bellas Artes de San Telmo promovida desde 1866, que después de muchos intentos y tras constituirse el Patronato del Museo el 3 de febrero de 1915, fue inaugurado el 17 de agosto de 1916 en unos salones de una casa de la malagueña calle del Císter esquina con Calle Pedro de Toledo. En 1920 el citado edificio fue vendido a la Institución Teresiana, y ante el riesgo de quedar sin local para la instalación, el Patronato del Museo decidió que fuera instalado en el propio edificio de la Academia y en sus salones. Tras años en la búsqueda de una ubicación definitiva, su nueva sede sería inaugurada el 28 de abril de 1961 en el palacio de los Condes de Buenavista, con lo que se veía definitivamente cumplida la añeja aspiración de la Academia de Bellas Artes de San Telmo de que Málaga llegara a tener un Museo de Bellas Artes digno y en un entorno adecuado. Dicha sede fue cerrada al público en 1997 ya que el Palacio de los Condes de Buenavista había sido elegido por los responsables de Cultura de la Junta de Andalucía como sede del museo Picasso Málaga.

El museo Arqueológico Provincial de Málaga se creó por decreto de 1947 y fue inaugurado en 1949, teniendo como sede el palacio-fortaleza de la alcazaba de Málaga. El nuevo museo integraba en su colección fundacional los fondos del antiguo Museo Loringiano, colección arqueológica formada en el siglo XIX por los marqueses de Casa-Loring, así como los fondos arqueológicos del entonces Museo Provincial de Bellas Artes y los procedentes de las diferentes excavaciones realizadas desde los años 30 del siglo XX en la propia Alcazaba de Málaga y otros yacimientos arqueológicos de la provincia. En consecuencia, el museo exponía objetos procedentes de varios yacimientos clásicos de la arqueología provincial, en un rango de cronología que iba desde la Prehistoria hasta el período islámico: las cuevas con ocupación prehistórica y arte rupestre, como La Pileta y la Victoria; necrópolis del período megalítico, como la de Alcaide; algunos de los primeros objetos fenicios conocidos en la provincia, una valiosa colección romana de bustos, esculturas y piezas funerarias, con origen en Cártama y el subsuelo del palacio de la Aduana, entre otros lugares; y notables elementos provenientes de sitios medievales, tales como la Alcazaba de Málaga o Bobastro. En 1996, las obras de rehabilitación de la Alcazaba obligaron al traslado del Museo Arqueológico Provincial, ubicándose provisionalmente los fondos en el Convento de la Trinidad. En este edificio permanecieron las colecciones hasta 1999. Desde ese año la colección fue almacenada sin posibilidad de ser contemplada, en el mismo edificio de la sede provisional de la Biblioteca Provincial de Málaga en la Avda. Europa. En 1973 se constituye el Museo de Málaga, unificando en una misma institución del patrimonio el Museo de Bellas Artes y el Museo Arqueológico Provincial. Sin embargo, las dos colecciones siguieron teniendo ubicaciones separadas, en dos edificios emblemáticos de la ciudad, el Palacio de los Condes de Buenavista y la Alcazaba de Málaga. En 1984, la transferencia de competencias en materia de cultura desde el Estado español a la Junta de Andalucía propició que la gestión del Museo de Málaga fuera traspasada a la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía. Y desde 1997 en el caso de la colección del Bellas Artes, y 1999 respecto a la del Museo Arqueológico, ninguna de ellas dispusieron de sedes donde ser contempladas, con excepción de pequeñas muestras en exposiciones temporales. Tras dos décadas con las colecciones almacenadas, la apertura de la sede del Museo de Málaga en el Palacio de la Aduana el 12 de diciembre de 2016 integró por primera vez los fondos del Museo Arqueológico Provincial y del Museo de Bellas Artes de Málaga. A la entrada veremos La Dama de la Aduana, una estatua romana del siglo II encontrada en la construcción del Palacio. En la planta baja encontramos el patio restaurado del Palacio de la Aduana, que es de libre acceso sin tener que entrar al museo e incluye naranjos al estilo andalusí y palmeras, una fuente y paneles informativos sobre la historia del edificio en sí, por ejemplo la visita de la reina Isabel II en 1862 a este lugar. En su conjunto, el Museo de Málaga cuenta con 2.000 obras en su sección de Bellas Artes, que incluye lienzos y esculturas de viejos maestros de la talla de Luis de MoralesLuca GiordanoMurilloAntonio del CastilloAlonso CanoRiberaVicente CarduchoGoya, Pedro de Mena o Zurbarán. La institución custodia la que es considerada una de las mayores colecciones de pintura del siglo XIX en España, estando representados pintores como SorollaCarlos de HaesFederico MadrazoEsquivelVicente López Portaña o Ramón Casas, así como varios de los más célebres integrantes de la denominada Escuela Malagueña de PinturaMoreno CarboneroEnrique Simonet (destacando su cuadro ¡Y tenía corazón!), Muñoz DegrainJosé Nogales o Bernardo Ferrándiz, mientras que en el panorama internacional cuenta con obras de León Bonnat o del vanguardista alemán Franz Marc. Además posee una interesante colección de arte moderno español hasta la década de 1950 con obras de PicassoJosé Moreno VillaRafael CanogarJuan BarjolaÓscar Domínguez o Josep Guinovart, entre otros; y un pequeño espacio dedicado a la transformación de los dos museos hasta el unificado actual, con videos explicativos de dicho proceso, como la manifestación llevaba a cabo por la sociedad malagueña en 1997 como reclamo para la apertura del museo. La colección arqueológica posee unos fondos de más de 15.000 piezas, que abarcan un periodo histórico desde siglo VIII a. C. hasta el Medievo: egipcias, fenicias, griegas, romanas, árabes, cristianas y bizantinas. En las últimas décadas se han incorporado piezas procedentes de las excavaciones efectuadas por la Universidad de Málaga. De igual forma, se han ido depositando diversos lotes provenientes de las abundantísimas intervenciones arqueológicas preventivas y de urgencia que en los últimos 20 años se han desarrollado en el casco urbano de Málaga. Las piezas del Museo Loringiano se han restaurado y trasladado desde el Jardín Botánico. También destacan piezas encontradas en la excavación del Teatro Romano, el increíble mosaico romano El nacimiento de Venus y otros objetos de yacimientos, como el de la localidad de Cártama.

 

La Deriva

Deja un comentario

El email no será público.