¿Descanso hasta las elecciones presidenciales? Feliciano Macías. Asesor de inversiones Renta 4 Málaga - El Sol Digital
¿Descanso hasta las elecciones presidenciales? Feliciano Macías. Asesor de inversiones Renta 4 Málaga

¿Descanso hasta las elecciones presidenciales? Feliciano Macías. Asesor de inversiones Renta 4 Málaga

Semana de caídas importantes en las bolsas a nivel mundial (Ibex -5%, Eurostoxx -6%, S&P -2%), con cierta cesión en TIRes (España – 5 pbs, Italia – 9 pbs), y sin cambios reseñables en oro y crudo, y con el dólar actuando como valor refugio. De fondo se mantienen las dudas sobre el dinamismo de la recuperación económica con unos datos macro que comienzan a mostrar una pérdida de impulso ante el repunte de contagios, y un comportamiento dispar de la pandemia por países, pero con un claro sesgo de empeoramiento que está llevando a aumentar las restricciones a la movilidad, principalmente en Europa.

A nivel macro, lo más relevante fueron los PMIs preliminares de septiembre donde en Europa mostraron un empeoramiento del componente de servicios vs agosto perdiendo la referencia de los 50 puntos, y mejora en el manufacturero, con un PMI compuesto peor frente al mes anterior y respecto a las estimaciones. En la Eurozona manufacturero 53,7 (vs 51,9e y 51,7 anterior), servicios 47,6 (vs 50,6e y 50,5 anterior) y compuesto 50,1 (vs 52e y 51,9 anterior). En Estados Unidos, ligera mejora en el PMI manufacturero 53,5 (vs 53,5e y 53,1 anterior), pero empeorando en servicios 54,6 (vs 54,6e y 55,0 anterior) y compuesto 54,4 (vs 54,6 anterior). La otra referencia de la semana fue la confianza empresarial IFO en Alemania que confirmó que en septiembre el ritmo de recuperación económica, muy intenso desde los mínimos de abril, está perdiendo impulso, situándose en los tres casos (índice general de situación empresarial, componente actual y de expectativas) por debajo de lo esperado.

Sobre la pandemia, ahora estamos en el escenario de las nuevas restricciones en Madrid, Londres y París, las cuales buscan contener el ritmo de contagios, pero dificultan la recuperación. Mientras los gobiernos continúan anunciando apoyos a la actividad económica ante la que se prevé que será una recuperación lenta y de baja intensidad. En concreto, en Reino Unido conocimos un nuevo plan de apoyo al empleo que complementará los salarios de los trabajadores a tiempo parcial durante 6 meses, la extensión de préstamos y mayor flexibilidad en su pago a las compañías afectadas por las restricciones derivadas del Covid o la ampliación de la rebaja del IVA al 5% (vs 20% pre Covid) para las industrias relacionadas con el turismo hasta finales de marzo (vs 12% enero inicial).

Esta semana, las referencias macroeconómicas serán importantes y numerosas. Empezando por Estados Unidos, contaremos con datos de empleo de septiembre (informe oficial y ADP de empleo privado). Del mismo mes, la encuesta de confianza consumidora del Conference Board y el ISM manufacturero. De agosto, deflactor del consumo privado subyacente (medida de inflación preferida de la Fed), y datos finales de septiembre de PMI manufacturero y encuesta de la Universidad de Michigan. En Europa, lo más relevante serán los IPC preliminares de septiembre en Eurozona, Alemania, Francia y España. En China, los PMIs de septiembre oficiales, que deberían mostrar una ligera mejora en el componente manufacturero (51,5e vs 51 previo), deterioro en servicios (54,9e vs 55,2) y compuesto (54,5).

Por lo que respecta al mercado, tras las correcciones de esta semana muchos índices se encuentran en zonas clave de soporte, por lo que habrá que estar muy pendientes de si se rompen dichas referencias. Es por ello que mantenemos una posición de prudencia teniendo en cuenta que los riesgos persisten y las valoraciones continúan en niveles exigentes, especialmente en EE.UU., y con el riesgo adicional de un incremento de volatilidad a medida que se acerquen las elecciones del 3 de noviembre. Además, un deterioro continuado de la evolución de la pandemia o la pasividad de las autoridades para tomar medidas de apoyo se encuentran entre los principales riesgos que puedan favorecer más caídas.  Por el contrario, las potenciales tomas de beneficios deberían ser limitadas en un contexto de elevada liquidez (apoyo continuado de bancos centrales) y represión financiera (tipos bajos durante mucho tiempo) que seguirá apoyando a las bolsas en el medio plazo.

Deja un comentario

El email no será público.