Editorial - Sánchez, por mantenerse en el poder, pone en grave peligro la unidad de España - El Sol Digital
Editorial – Sánchez, por mantenerse en el poder, pone en grave peligro la unidad de España

Editorial – Sánchez, por mantenerse en el poder, pone en grave peligro la unidad de España

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, se ha saltado todos los semáforos en rojo que funcionan en una democracia. Pero él, por el poder, está dispuesto a todo. Aunque repita mil y una veces que se respetará la Constitución en la mesa de diálogo que ha constituido con los golpistas catalanes -una de las exigencias de estos sediciosos para abstenerse y que Sánchez sea elegido presidente del Gobierno- esto es mentira, porque ya se ha comprometido con los enemigos de la unidad de España a la celebración de un referéndum, que él llama consulta política, y esto no es posible sin que se pronuncien todos los españoles, no solo los catalanes, que son los sujetos políticos de la soberanía nacional. Por tanto, le hurta al pueblo español su poder decisivo.

La gravedad de lo que suceda a partir de ahora solo será de su responsabilidad y de la de quienes le apoyan, un partido silente a sus desafueros y unos dirigentes acobardados ante su omnímodo poder y que solo piensan en su interés personal.

Sin ir más lejos, en el pasado noviembre, en campaña electoral, dijo: “Vamos a incorporar en el Código Penal un nuevo delito para prohibir de una vez por todas la celebración de referéndums ilegales en Cataluña, como ha ocurrido cuando gobernaba el PP”. Nueva mentira en su ya larga carrera -como con ocasión de su tesis doctoral-. Se alejó de Podemos porque le quitaría el sueño un gobierno de coalición con estos antisistema, según dijo, y ahora pacta con ellos y lleva al Gobierno a unos comunistas sobre los que, además, existen fundadas sospechas de ser los corresponsales de la dictadura de Venezuela, Bolivia y otros estados en España.

Las consecuencias de los pasos que está dando Sánchez se van a ver muy pronto. De momento, la sed de poder le ha llevado a estas despreciables compañías de golpistas y bilduetarras, más algunos personajes aprovechados, como el diputado de Teruel existe.

Toda la dureza de la oposición que se ejerza contra los planes de Sánchez será poca en el esfuerzo democrático que hay que hacer para sostener el rumbo en libertad de España. Si se puede hablar o no de traición es un asunto que los juristas, y quizá los tribunales, tengan que decidir y que no nos corresponde, pero vaya también desde aquí nuestra condena sin paliativos del proceder de Sánchez por poner a España en un peligro real de ruptura entre todos los españoles.

Deja un comentario

El email no será público.