Kosta, ilustrador malagueño: “Todo el mundo acaba echando de menos sentir el trazo sobre el papel” - El Sol Digital
Kosta, ilustrador malagueño: “Todo el mundo acaba echando de menos sentir el trazo sobre el papel”Ilustración del autor

Kosta, ilustrador malagueño: “Todo el mundo acaba echando de menos sentir el trazo sobre el papel”

Vicente Almenara.- Kosta es un ilustrador malagueño que toca casi todos los palos de las artes gráficas y plásticas y, aunque hoy se siente más cómodo en el ordenador, la nostalgia de lo manual la lleva dentro. En esta entrevista nos habla de sus influencias, del cómic y de las temáticas en las que se siente más a gusto.

¿Cuándo empezaste a dibujar y te entusiasmaste por el dibujo?

La verdad es que he dibujado siempre, como le suele ocurrir a la gente que termina dedicándose a esto, lo que pasa es que la mayoría de la gente lo deja a una edad, pero es normal que al principio todo el mundo lo utilice como medio de expresión personal. No solo me interesaba el dibujo, sino también el cine y otros medios de transmisión gráfica o plástica, las artes en general.

¿Hay algún medio que te ocupe más?

Principalmente, al comienzo me interesaba mucho el cine y la pintura, supongo que era porque tenía unos conocimientos y una idea aproximada de lo que era. En la ilustración y el cómic en concreto, entré bastante tarde porque en mi círculo de amistades y conocidos no tenía a nadie que se dedicara a esto. Fue con 19 años, aproximadamente, cuando entré en contacto con el primer grupo de personas que se dedicaba a esto en Málaga en plan aficionado, y si te interesa mucho el medio pues acabas queriéndote dedicar a ello.

¿Ahora mismo qué haces?

La mayor parte del tiempo la dedico a cómic. El inconveniente es que el cómic es lo más absorbente, porque no te puedes meter en más de un proyecto al mismo tiempo y también últimamente está complicada la cosa, no solo por esta situación actual, sino principalmente por causa de los niveles de lectura, que en concreto en España son mínimos. Todo el trabajo al final depende de cuánto se pueda vender, de ahí cuánto se puede conseguir por cada trabajo que desarrollas. Pero absorbe mucho tiempo hacer un libro, no es igual que dedicarte a la ilustración o hacer un monográfico o al humor gráfico, que tiene un efecto inmediato en el público y en el feedback que recibe el autor. El cómic es más de encerrarte y enseñarlo cuando llevas un montón de meses dedicándote a ello.

¿En el cómic te inventas las historias?, ¿te dan un guión y tú lo desarrollas gráficamente?

Hasta ahora, no he hecho trabajos de encargo, todo han sido proyectos personales. Casi todos, salvo dos o tres, han sido con amigos Casi todos con guion propio, salvo dos o tres escritos por amigos. Actualmente, estoy trabajando, aunque está a medio hacer dada la situación actual, en una novela gráfica en colaboración con el guionista español Jorge García para una editorial francesa. De esta manera puedo centrarme únicamente en la parte gráfica y explorar cosas que no haya hecho antes. Cuando desarrollas también el guión, la dedicación a cada faceta del trabajo debe ser equilibrada para que no te lleve demasiado tiempo y sea factible el desarrollo del proyecto.

¿El trabajo gráfico lo realizas manualmente o con el ordenador?

Últimamente, hace ya unos años, que lo hago todo en formato digital a través de una tableta, programas vectoriales y photoshop

Kosta
Las imágenes que proyecta guardan siempre su inconfundible “sello”

¿Crees que es más complicada la utilización de medios digitales frente a los manuales?

No, es más rápido y eficiente a la hora de enseñar muestras o enviar el trabajo en proceso a los clientes o colaboradores, porque tan sólo hay que preparar un archivo y enviarlo enseguida, no hay que escanearlo, contrastar los colores, arreglar el archivo, etc… Es mucho más cómodo y rápido porque dibujas directamente y corriges muy fácilmente, en papel ante una corrección compleja te hace repetir el trabajo entero. Aún así todo el mundo acaba echando de menos sentir el trazo sobre el papel, la sensación no es la misma.

¿Hay alguna temática en la que te sientas más cómodo?

Me interesan los temas sociales y la política y su influencia en la Historia, en general todo lo social en un sentido amplio, aunque siento debilidad por los géneros, principalmente por el terror en forma de relato breve, que tengo prácticamente aparcado por la casi inexistencia en la actualidad de publicaciones dedicadas a esa temática. En cuanto al acabado plástico, estoy a medio camino entre lo que sería el humor gráfico tradicional (las viñetas que se hacen para prensa) y la ilustración de prensa (imágenes que acompañan al texto de un artículo). Hay ilustradores de prensa que utilizan técnicas de humor gráfico para ampliar la fuerza de la imagen. En mi caso es al contrario, hago humor gráfico, pero utilizo muchos recursos de ilustración.

Por último, ¿qué artistas te gustan más?, ¿a quiénes has seguido?

Depende del ámbito. En concreto, y aunque cambian las preferencias a lo largo del tiempo, hay autores en los que te basas que siguen siendo una referencia, y no porque los sigas directamente en este momento, básicamente porque pueden incluso no seguir en activo, pero sí te das cuenta de que empleas recursos que utilizaban estos autores. En mi caso son Alberto Breccia (autor uruguayo), Frank Miller y José Muñoz (dibujante argentino). Me sigo reconociendo en ellos y fueron de los primeros que me influenciaron en cuanto a la manera de contar y de dibujar.

Deja un comentario

El email no será público.