La Axarquía, capital de España de frutos tropicales en Europa

Juan A. Ruiz

La comarca malagueña de La Axarquía se ha convertido en la capital de España y centro de re-ferencia en Europa en producción, facturación y comercialización de productos tropicales como el aguacate y el mango. Además está en fase de inicio, con una producción pequeña por la menor demanda, el cultivo de productos como el lichi, la carambola o la papaya. Aunque existen explotaciones en Marbella, Costa del Sol Occidental, Comarca del Guadalhorce, el 80 por ciento de la producción nacional tiene lugar en La Axarquía, según confirma el secretario ge-neral de ASAJA Málaga, Benjamín Faulí.

 

La producción nacional de aguacates está entre 40.000 y 45.000 toneladas, de las que 35.000 toneladas se cultivan en La Axarquía y el resto, prácticamente, en la provincia de Granada y en menor medida en la Costa Occidental de Málaga y el Guadalhorce. También hay cultivos pequeños en Canarias y Alicante, que irán creciendo con el tiempo.

 

En cuanto al mango, Faulí reveló que están aumentando las explotaciones de mango en esta comarca: para ello se están transformando tierras de secano en regadío y sembrando mangos, ya que este producto necesita menos agua que el aguacate. Además, se están quitando explotaciones de viñedos, de almendros e incluso en zonas hortícolas para sembrar aguacate y mangos.
En esta comarca oriental se produce, fundamentalmente, aguacate y mango. El aguacate es un producto que lleva más tiempo cultivándose, mientras que el mango está teniendo ahora “un boom bastante potente -dice Faulí- al llevar en los últimos años un cre-cimiento en producción y en superficie, sobre todo con unos precios muy interesantes para el agricultor que se mantiene en el tiempo dentro de unos baremos que son rentables para el agricultor”.

 

El cultivo del aguacate se estableció en La Axarquía en los años 70-80, que fueron los primeros de productos tropicales. Ahora mismo, revela el secretario de ASAJA Málaga está “muy bien dimensionado, mientras que el mango está creciendo bastante. La demanda de aguacate es muy importante porque cada vez se está consumiendo más en el mercado europeo hasta el punto de que el 80 por ciento de la producción nacio-nal española se destina a la exportación.

 

Productos manufacturados

El aguacate lo bueno que tiene es que además de como fruta fresca, se ha ido asentando en la Axarquía una serie de empresas que manufacturan este producto, siendo fundamentalmente su conversión en guacamole. Para Faulí estos usos ayudan a que la gente conozca mejor el producto. En España ha costado mucho que la gente comience a utilizar este producto.

 

En la Axarquía hay empresas que se dedican a fabricar guacamoles como Trops, Montosa, que distribuye todos los guacamoles a Mercadona, y Avomix. También hay unas 15 o 20 empresas de aquí que redistribuyen muchos aguacates de otros países al mercado europeo. “Es decir –continúa el representante de ASAJA- a partir de ser zona productora de a guacates. La Axarquía se ha con-vertido en zona comercializadora, y en zona de producción de este producto tropical, sobre todo porque el mercado europeo va incrementándose año tras año, y nosotros tenemos una producción muy estable pero no crece lo que tiene que crecer”. Hay que destacar que aunque se importa aguacates, el guacamole que se exporta se fabrica en esta comarca.

 

Otro tipo de salida que se le da al aguacate en la comarca es la producción de cosméticos, para su fabricación no se necesita mucha cantidad de este producto. También hay empresas que están realizando pruebas para comerciar el aguacate como producto de cuarta gama preparado en dados, en mitades.

Deja un comentario

El email no será público.