La Riña - ESD106 - El Sol Digital
La Riña – ESD106

La Riña – ESD106

La etapa que ahora se inicia en el PSOE, con un Pedro Sánchez resucitado e impoluto en cuanto al procedimiento democrático de elección, ya ha ofrecido en el Congreso dos de sus derivadas más perversas. La primera y más peligrosa aprobada por el partido consiste en que España es un Estado “plurinacional”, lo que lleva a defender una reforma federal de la Constitución en la que sí se afirma que la soberanía reside en el pueblo español -no se esperaba que fuera en algún pueblo extranjero-. Y menos mal que no se incluye el concepto de “nación de naciones”.

La segunda torpeza es la obligatoriedad de consulta a las bases sobre acuerdos de gobierno. A nadie se le escapa que las bases de cualquier partido -y este ha sido educado sistemáticamente en la demonización del PP- son especialmente permeables a la demagogia, mucho más que el electorado de la nación. El resultado práctico de estas consultas a las bases será que, aunque España necesite del acuerdo de varios partidos para su gobernabilidad, el dirigente de turno del PSOE, hoy Pedro Sánchez, podrá exacerbar a las bases sobre la maldad innata del PP para impedir un Gobierno, por ejemplo, de coalición, con asistencia parlamentaria, unos Presupuestos Generales o las medidas de urgencia que pueda necesitar la nación. El panorama que se abre es pues poco halagüeño ante la actual amenaza secesionista y ante los retos de gobierno que podamos encontrarnos en este pedregoso camino.

Deja un comentario

El email no será público.