La Riña ESD36 (2)

La Riña ESD36 (2)

La vicepresidenta del Congreso de los Diputados, Celia Villalobos, recientemente se lució con una nueva frase de antología, ”no me importan las rastas, pero limpias y sin piojos”, excusándose poco después. Ganan por mayoría absoluta los que piensan que Villalobos no se puede aguantar, que son superiores a sus fuerzas las desafortunadas expresiones que utiliza, pierden pues aquellos que sostienen que se trata de una estrategia dialéctica diseñada por su marido Pedro Arriola, que ha vuelto de consejero de desastres junto al líder.

Deja un comentario

El email no será público.