“Las empresas del clúster aeronáutico deben ganar más visibilidad internacional” - El Sol Digital
“Las empresas del clúster aeronáutico deben ganar más visibilidad internacional”

“Las empresas del clúster aeronáutico deben ganar más visibilidad internacional”

Entrevista Antonio Gómez-Guillamón, director general de AERTEC Solutions

Juan Alberto Gómez

Antonio Gómez-Guillamón nace en Málaga. Es Ingeniero aeronáutico por la Universidad Politécnica de Madrid y MBA por el Instituto Internacional San Telmo. Es un apasionado de la aeronáutica, incluso posee el título de piloto privado.

Su llegada al campo aeronáutico se produce en CASA, donde se inicia en la dirección de postventa. Posteriormente, ingresa en Fibertecnic, filial del grupo Gamesa Aeronáutica, donde termina asumiendo la dirección de ingeniería. Sin embargo en 1997 se alía con Vicente Padilla –a la sazón primo- y deciden fundar Aertec, que alumbran en el Parque Tecnológico de Andalucía (PTA).

A finales de 2008, es elegido para presidir el Consejo Empresarial de la Fundación Hélice, un clúster que integra a todos los actores del sector aeronáutico andaluz. En septiembre de 2010, y a propuesta de la Confederación de Empresarios de Málaga (CEM), el director general de Aertec es nombrado vicepresidente del ‘think tank’ Club Málaga Valley. A finales de 2012, y para preparar unas jornadas técnicas contacta con diversas empresas del PTA dedicadas al mismo sector y se da cuenta de que hay masa suficiente para crear un clúster aeronáutico.

-Málaga se suma al eje Sevilla-Cádiz, convirtiéndose en tercer polo aeronáutico de Andalucía. ¿Qué puede aportar a las empresas malagueñas?
-Es una buena noticia para las empresas con actividad en el sector aeroespacial, y situadas en la provincia. El clúster aeronáutico andaluz es muy activo, ofrece mucha visibilidad a sus empresas, y hasta ahora su radio de cobertura no alcanzaba Málaga. De hecho, las empresas aquí ubicadas no se beneficiaban de esa exposición. Con este reconocimiento, nos incorporamos plenamente a todos los esfuerzos que se están haciendo a nivel de clúster andaluz, lo cual es bueno para las empresas del PTA y hace más fuerte y completa al sector andaluz en su conjunto.

-El consejero de Empresa, Comercio y Empleo, José Sánchez Maldonado, dijo durante la inauguración de la nueva sede de Mesurex Aeronautics que las empresas de Málaga aportan mayor diversificación a un polo aeronáutico andaluz más centrado en aeroestructuras.¿A qué se refería?

-Gran parte de la actividad de las empresas radicadas en Sevilla y Cádiz está relacionada con actividades mecánicas, fabricación de piezas primarias o montajes de aeroestructuras. Todas ellas, conforman la cadena de suministro de Airbus que es la gran empresa tractora.
Estas manufacturas son importantes en volumen, qué duda cabe, pero se pierden las actividades de más valor añadido, aquellas relacionadas con los sistemas. Precisamente, las firmas del PTA están centradas en este ámbito. Por tanto, complementan y hacen más potente el conjunto de actividades que se realizan en Andalucía.

-La Junta ofreció algunas cifras que se alejaban del peso que parecen tener las empresas malagueñas. En concreto, se indicaba que exportaban productos aeronáuticos por valor de 1,1 millones. Pero ¿el volumen exportable es mucho más?, ¿no es cierto? También se mencionaba que la facturación conjunta no bajaba del millón de euros desde 2012.
-Efectivamente, aquí hay algún tipo de confusión al interpretar el término exportación frente al volumen de negocio internacional. Es posible que la cifra que proporcionó Extenda y la Agencia IDEA se refieran a pura exportación de bienes y equipos, codificados como material aeronáutico, y no a lo que entendemos por comercio internacional que englobaría otros conceptos como servicios de ingeniería, desarrollo de tecnologías o consultoría. Empresas como Mades pueden encajar bien, en cambio, las actividades internacionales que generan Aertec o Atyges quedan descartadas de este epígrafe. Si sumamos el volumen de negocio internacional de las enseñas del clúster del PTA, la cifra sería muy superior.

-¿Qué fortaleza o ventaja tecnológica tiene el Clúster Hélice, el clúster de todo el sector aeronáutico en Andalucía?
-Para empezar su dimensión con 53 empresas asociadas. Si añadimos otras empresas no asociadas, que tienen actividad en el sector aeronáutico, se alcanzan las 114 empresas con un empleo vinculado de más de 12.000 personas y más de 2.000 millones de facturación. Desde el punto de vista de actividad, lo más importante es que albergamos una de las tres líneas de ensamblaje final de grandes aviones de Airbus en Europa y una de las más modernas. Además, contamos con un tejido auxiliar que cubre las principales actividades y tecnologías del proceso completo de fabricación de aviones.

-¿Qué acciones u orientación tiene prevista el clúster para lo que resta de año?
-Vamos a emprender más acciones para ganar visibilidad internacional, tanto para conseguir más contratos fuera como para atraer más carga de trabajo a nuestra región. El mercado aeronáutico es internacional y la competencia se da entre regiones con clústers aeronáuticos.

-El clúster de Málaga está formado por: AEI (Advanced Engineering & Innovation), AERTEC Solutions, Atyges, AT4 Wireless, DHV Technology, Fujitsu, Indra, Mesurex Aeronautics y Mades (antigua Raytheon) junto al centro tecnológico CITIC. ¿Está prevista alguna incorporación próximamente?
-Eso dependerá de las nuevas incorporaciones al parque. Desde luego, si la tecnópolis muestra un elenco de empresas atractivas operando en el sector aeroespacial, ello siempre genera un efecto llamada para el aterrizaje de nuevas empresas.

-¿Qué recetas son necesarias para que el sector aeronáutico gane impulso en Málaga y adquiera más peso?
-Lo primero es que las empresas ya establecidas sigan teniendo éxito, creciendo y realizando inversiones. Algunas están todavía en una fase temprana pero ya están demostrando que son capaces de diferenciarse tecnológicamente y tener recorrido internacional. Precisamente, estas enseñas tienen un potencial de crecimiento muy importante. Lo siguiente es ganar visibilidad internacional como clúster, de forma que Málaga aparezca en el mapa aeroespacial mundial. Como resultado se atrae e inspira confianza a clientes que quieren desarrollar equipos o tecnologías. De tal modo, que vean en nuestras firmas potenciales socios o proveedores. Por último, aumentar el apoyo a los programas de I+D+i que tengan capacidad de desarrollar productos o soluciones dirigidas al mercado mundial.

-¿Cuándo se crea el clúster aeronáutico de Málaga?
-Su origen está envuelto en cierto romanticismo y constituye casi un guiño a los pioneros de la aviación. Málaga forma parte de la asociación de ciudades de la Red Aeropostal, que lo forman poblaciones por las que discurría, a principios del siglo XX, la línea de correo aeropostal.

A finales de 2012, los alcaldes de esta asociación celebraron en Málaga el “II Encuentro de Ciudades de la Línea Aeropostal” y Francisco de la Torre, el anfitrión, me pidió que impartiera una charla sobre el sector aeronáutico en Málaga comparado con la época en que operaba la famosa línea. Me puse a indagar y a contactar con otras empresas del PTA que podían estar trabajando en el sector aeronáutico. A partir de esos contactos, surgió la idea de reunirnos todos y ver si podíamos hacer algo juntos. Desde el primer momento, la dirección del PTA se involucró plenamente y así hasta el día de hoy.

Deja un comentario

El email no será público.