Nace el eje Málaga-Sevilla para el desarrollo de Andalucía

Nace el eje Málaga-Sevilla para el desarrollo de Andalucía

JAR

Los ex alcaldes de Málaga y Sevilla, Luis Merino y Manuel del Valle, respectivamente, idearon la creación de un eje Málaga-Sevilla con el nombre Unión Cívica del Sur (Civisur) con el objetivo de liderar el desarrollo de Andalucía. Hay que tener en cuenta que entre las dos provincias aportan el 45% del Producto Interior Bruto (PIB) de la región.
Inmediatamente se adhirieron al proyecto empresarios y profesionales de ambas provincias, entre los que se encuentran figuran por parte malagueña como el ingeniero José Alba; el exdiputado andaluz y vicepresidente de Unicaja, Manuel Atencia; el presidente de Mayoral, Rafael Domínguez de Gor, el presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), Javier González de Lara; y la ex rectora de la Universidad y flamante consejera de Educación, Adelaida de la Calle. Por Sevilla destacan el expresidente de la Junta, José Rodríguez de la Borbolla; el presidente de la constructora Azvi, Manuel Contreras, o el también ex rector y nuevo consejero de Economía, Antonio Ramírez de Arellano, que veían que los continuos recelos entre Málaga y Sevilla constituían un freno para el desarrollo de la comunidad andaluza.
La presidenta del Gobierno andaluz, Susana Díaz, destacó “el potencial enorme” que suman Málaga y Sevilla y, de hecho, apostó por- que ese eje entre ambas provincias sea “un motor de arrastre para el conjunto de Andalucía”, aunque advirtió de que “los localismos que pueden enfrentarlas no nos llevan a ninguna parte”.
Un potencial “enorme” demostrado ya por las universidades de Málaga y de Sevilla a través de Andalucía Tech, señaló Díaz, quien aplaudió que la sociedad civil empiece a organizarse pidiendo que ese eje sea un motor de arrastre para Andalucía”. Algo que, además, dijo que “voy a hacer mío”.
Según la jefa del Ejecutivo andaluz, “los ciudadanos esperan de nosotros que seamos capaces de sumar” y, por ello, “la Junta va a estar a la altura de lo que este nuevo tiempo demanda y de lo que Málaga y Sevilla sean capaces de acometer.
Susana Díaz dejó claro que “la Junta también va a aportar, a liderar y a ayudar porque ese eje no será bueno para Málaga y para Sevilla, sino para toda Andalucía”, agregando que “ya era hora de que viésemos esa potencia y esa capacidad”.
El alcalde de Málaga, por su parte, consideró “fenomenal” que las dos ciudades andaluzas “se conozcan más y mejor, colaboren más y mejor y estén más cerca mediante la conexión del AVE a través de Almodóvar del Río (Córdoba)”.
Por su parte, el presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA) y de la Confederación de Empresarios de Málaga (CEM), Javier González de Lara, apostó por potenciar el eje Málaga-Sevilla para conseguir “vertebrar mejor” Andalucía.
Destacó la “necesidad de estar más próximos” y “poner en marcha iniciativas comunes” entre ambas ciudades, como persigue la asociación Unión Cívica del Sur (Civisur), creado para “romper las barreras” que han separado a ambas ciudades.
De este modo, puso como ejemplo el puente aéreo y corredor económico de Madrid y Barcelona, apostando por que Sevilla y Málaga constituyan “dos polos que lideren” el corredor económico y empresarial andaluz. “Málaga podría ser la Barcelona de Andalucía”, indicó, dejando claro que no se discute la capitalidad política de Sevilla; pero que, sin embargo, la ciudad de la Costa del Sol sigue siendo “la capital económica de Andalucía”.
Para González de Lara, existe un “alejamiento” entre las realidades de ambas ciudades, por lo que abogó por que haya “un mejor conocimiento”, ya que “no nos conocemos”. Además, ha indicado que Málaga puede constituir el “elemento tractor” que acerque a las provincias orientales de la Comunidad para que “necesitan estar más próximas al poder político de Sevilla”.
Sobre Civisur dijo que se trata de una asociación que pretende actuar como lobby con el fin de establecer sinergias y estrategias comunes, así como aprovechar los elementos complementarios de ambas capitales.

El también presidente de los empresarios andaluces aseguró que las rivalidades existentes entre ambas ciudades surgen como “consecuencia de algunos agravios”, pero que “los ciudadanos no son responsables” de las mismas.

Deja un comentario

El email no será público.