“Promálaga elimina cualquier barrera de entrada al iniciarse una actividad empresarial” - El Sol Digital
“Promálaga elimina cualquier barrera de entrada al iniciarse una actividad empresarial”

“Promálaga elimina cualquier barrera de entrada al iniciarse una actividad empresarial”

Francisco Salas, gerente de la empresa municipal

Desirée Ruiz.- Francisco Salas es gerente de Promálaga, una de las empresas municipales del Ayuntamiento de Málaga que trabaja en la promoción empresarial, creación de empleo y riqueza y bienestar en la ciudad. Salas es ingeniero de Telecomunicaciones por la Universidad de Málaga, MBA Executive por la Escuela Superior de Estudios de Empresa (ESESA) y diplomado en alta dirección de empresas por el Instituto Internacional de San Telmo. Antes de estar en Promálaga pasó por otras áreas del Ayuntamiento, siempre ligado al tejido empresarial malagueño. Su espíritu emprendedor lo refleja día a día al frente de esta empresa, desde donde conoce a la perfección las necesidades que tienen los emprendedores y les ofrece todas las herramientas que dispone Promálaga para ayudarles en el impulso empresarial. No lo hace solo. Con él están 20 trabajadores, entre ellos, licenciados en economía, derecho, graduados sociales, comunicación, arquitectura, aparejadoras, informáticos y telecomunicación, entre otras. Si eres una persona emprendedora o tienes una empresa, te interesará conocer lo que tiene Promálaga preparado para ti.

Usted llegó a Promálaga a finales de 2014, ¿cómo se la encontró y qué cambios ha introducido esta empresa municipal hasta ahora?

Cuando llegué me encontré con una empresa que llevaba ya muchos años funcionando y, además, con buen nombre. Ha sido siempre una empresa de negociación de proyectos para el Ayuntamiento de Málaga con mucha experiencia. Promálaga había hecho todo tipo de proyectos para la ciudad, desde el estadio de La Rosaleda, el Museo Revello de Toro, el Centro de Arte Contemporáneo, el Palacio de Ferias, entre otros. Los grandes fondos económicos desaparecieron cuando llegó la crisis, así que Promalaga se recondujo a una agencia de desarrollo local del Ayuntamiento. Ya en el año 2003 había empezado su actividad también con los centros de empresa, lo que llamamos ahora incubadoras, pero la crisis hizo que de las grandes infraestructuras de la ciudad se pasara al emprendimiento, es decir, al apoyo en la creación de nuevas empresas. Esto se hace de dos formas, tanto con la unidad de apoyo a emprendedores como en las incubadoras.

¿Cómo es el apoyo que ofrece Promálaga a los emprendedores?

Por un lado, tenemos el servicio de Málaga Emprende, que lleva más de 21 años funcionando. Lo que se hace aquí es orientar a la persona sobre cómo iniciar su actividad empresarial. Se le ayuda con la formación jurídica que mejor le puede encajar, el plan de negocio para que analice qué actividad quiere hacer, cómo serán los ingresos y gastos… En este punto es muy importante que la persona sea consciente de cuál es su plan de negocio. Se le ayuda a pensar en eso. Hay gente que tiene mucho interés por montar algo, pero nunca se ha puesto a hacer números.

La sede de Promálaga I + D se encuentra en el Polígono Industrial Santa Cruz y lo que se recomienda es pedir una cita para ofrecerles un primer asesoramiento. Se puede hacer bien llamando por teléfono, a través de nuestra página web o visitando nuestras instalaciones. El personal de este centro asesora a la persona interesada que quiera crear una empresa o mejorar la que ya tenga. Se le ofrece de forma gratuita una consultoría empresarial. Este servicio es gratuito durante el primer año, y a partir del segundo año tiene unos precios fijados de 50 € para autónomos y de 90 € para empresas. Con este servicio lo que se intenta es eliminar cualquier barrera de entrada que pueda haber al iniciarse una actividad empresarial. Además, hay otro tipo de programas que se ofrecen a aquellas personas que ya tienen su empresa creada y para las que están en nuestras incubadoras. Por ejemplo, se realizan talleres y eventos de networking, el pasado año empezamos a realizar eventos de midday, que son encuentros de empresas y emprendedores durante el almuerzo para potenciar relaciones entre ellos y se les ofrece una charla interesante relacionada a su actividad empresarial. También en 2016 pusimos en marcha el programa Mentoring que lo que trata de hacer es que aquellas personas que han estado en las incubadoras y que ya han salido, ayuden y asesoren a aquellos que están en sus primeros momentos de actividad empresarial. Tenemos otro servicio que ayuda al que tiene una buena idea de negocio, pero no tiene formación empresarial. Lo que hacemos aquí es ayudar a que sus ideas estén bien formuladas y que luego se pueda facturar con esa idea. A este grupo los relacionamos con inversores reales.

¿Cuál es la actividad que se realiza en las incubadoras?

Gran parte de las empresas que van a las incubadoras viene del servicio que le damos para iniciar su actividad. Nosotros atendemos al año unos 1.400 emprendedores y empresas, pero nuestra red de incubadoras tiene espacio para unas 240 empresas y emprendedores. Atendemos muchos más casos de los que pasan por las incubadoras. En algunos casos, hay empresas que no necesitan el espacio, bien porque trabajan en espacios compartidos o desde casa. En estos momentos tenemos un total de 14 incubadoras y son espacios en los que se puede entrar a trabajar desde el primer día. Tienen todas sus licencias en regla, para que el que llegue solo tenga que preocuparse de iniciar su actividad empresarial. Los que ocupan estos espacios tienen que ser conscientes de que como su nombre indica, se trata de una incubadora, y más tarde o temprano tienen que desocuparlo. Lo que se hace es que con un precio más o menos similar al del mercado en cuanto al alquiler del espacio, se tienen todos los servicios básicos cubiertos como el agua, luz, internet. El coste del alquiler va subiendo cada año. Algunas de estas incubadoras son oficinas y otras naves comerciales.

¿Qué más cambios ha experimentado Promálaga desde su llegada?

Hemos potenciado el concepto de incubación. Antes en el 2014 todavía veníamos de la crisis y más o menos nuestra red de incubadoras se fue amoldando a la realidad. A raíz del cambio de legislatura de 2015 en junio, se comenzaron a ejecutar las políticas de innovación del Ayuntamiento de Málaga. Empezamos a volcarnos no solo en emprendimiento y en infraestructura, sino también en innovación. La principal infraestructura que ha surgido de esa estrategia es la gestión del Polo Nacional de Contenidos Digitales, ubicado en las instalaciones de la Tabacalera. Es un espacio equipado con una alta tecnología y lo que pretende es englobar en el apoyo a una industria muy concreta que es el la de los contenidos digitales. Es un desarrollo de la Agenda Digital del Gobierno de España. La Agenda 21 marca hasta 10 líneas estratégicas, una de ellas era el contenido digital. La empresa estatal que ejecutaba estas políticas era RED.es y se llegó a un acuerdo para que el eje estratégico de contenidos digitales se hiciera en Málaga. Entonces al Ayuntamiento le correspondía poner el espacio e implantar el modelo de gestión del espacio y RED.es lo que hizo fue destinar fondos para equipar y dinamizar el espacio. Polo Digital es ahora mismo un contendedor de 6.000 metros cuadrados en el que vamos a potenciar y dinamizar tanto las empresas como los proyectos relacionados con los contenidos digitales. Entre ellos, los videojuegos, porque en la industria de contenido digital supone más del 50 por ciento del negocio, también los sectores de marketing digital, realidad virtual, realidad aumentada y hay una zona dedicada a los E-sport, donde el principal reclamo son las competiciones de videojuegos. No se trata de una academia, no es una incubadora, no es un centro demostrador, sino que es un poco de cada cosa, pero todo junto, donde va a haber equipamiento de último nivel, tanto de diseño gráfico como de captura de movimiento, de grabación, vídeo y audio, espacios para microempresas, espacios de coworking y aulas de formación. Esto ha arrancado, pero aún no está completo. Estamos dándole vida a la espera del equipamiento hardware que es el que compra RED.es. Esto está ya ejecutado, pero no instalado.

¿Promálaga tiene servicios de aceleración de empresas?

Efectivamente, Promálaga ejecuta proyectos de aceleración de empresas financiados por fondos europeos. Uno de ellos es que el hacemos en UrbanLab, ubicadas en las instalaciones de Open Future en colaboración también con la Escuela de Organización Industrial (EOI). Son cursos en los que se ayuda a los emprendedores a poner en marcha sus proyectos empresariales. También en colaboración con la EOI hemos impulsado un programa de coworking denominado go2work específico en la creación de videojuegos.

¿Qué capacidad de supervivencia tienen las empresas alojadas en las incubadoras de Promálaga?

Afortunadamente, comparado con la tasa media andaluza de supervivencia, los datos que disponemos más cercanos son del año 2012 y 2013. En el primero de ellos, la tasa de supervivencia en Málaga fue de un 94,73 por ciento frente a un 84,14 por ciento en Andalucía. En 2013 fue de un 92,53 por ciento frente a un 87,12 por ciento.

¿Cómo ve en términos generales el tejido empresarial malagueño?

Creo que actualmente estamos en un momento muy interesante para la actividad empresarial, porque ha habido una criba muy importante en los años anteriores debido a la crisis económica. Desde mi punto de vista ha hecho que las empresas que continúan se hayan fortalecido mucho, bien porque se han adaptado al tiempo o bien porque han empezado a vender fuera. Esto para algunas ha sido por necesidad, pero la realidad es que muchas lo han sabido hacer muy bien. Ahora es cuando más se está vendiendo fuera por parte de las empresas malagueñas. Históricamente, da la sensación que de lo que se hacía aquí no tenía demasiado valor y las empresas de la provincia se han dado cuenta que son capaces de competir a nivel mundial. Creo que se está reactivando el mercado económico general y estamos comenzado la recuperación. Todavía no hay una explosión, ni en facturación ni en contratación de la empresa, se está viendo solo en ciertos sectores como el turismo y el ocio, pero en el resto todavía no está ese boom. Sin embargo, creo que están a punto a comenzar a crecer la mayoría de las empresas que han sobrevivido. Mi valoración es un 9 o 10 para ellas.

Deja un comentario

El email no será público.