Todo apuntaba a un rebote

Todo apuntaba a un rebote

Feliciano Macías Bermejo, director de Renta 4 en Málaga

Finalizamos el comentario la semana pasada diciendo: “De cara a la semana que viene, estaremos atentos a la reunión del BCE donde no esperamos cambios pero sí posibles declaraciones sobre nuevos estímulos monetarios en caso necesario”. La verdad que no era ninguna sorpresa por varias razones: los mercados llevaban bajando ininterrumpidamente casi 3 semanas, Mario Draghi le debía “una” a los mercados tras no cumplir sus expectativas en diciembre del pasado año, los datos no acaban de ser del todo como esperan el mismo BCE.
En lo referente a lo acontecido durante la semana, ha sido intensa en referencias macroeconómicas. En China, los datos reflejan un aterrizaje suave de la economía, en Europa vimos cierto deterioro en los PMIs preliminares de enero aunque siguen en buenos niveles, y en Estados Unidos un tono más positivo con el PMI manufacturero sorprendiendo al alza. Todo ello complementado con unas previsiones de crecimiento global del FMI que sugieren que el ciclo económico en su conjunto sigue mejorando aun cuando dicha mejora sea muy heterogénea (aceleración en consumidores de materias primas, deterioro en productores).
En Europa, la referencia más importante de la semana fue la reunión del BCE donde Draghi anunció nuevos estímulos para el mes de marzo, ante la presión a la baja sobre las expectativas de inflación, que como hemos comentado el inicio, hizo de revulsivo a los mercados. Otros datos europeos a destacar son en Alemania y Francia, donde vimos cierta contracción en los PMIs preliminares de enero aunque se mantienen en niveles altos. También importante fue la publicación de las encuestas adelantadas ZEW en la Eurozona y en Alemania donde la tasa de expectativas mostró un descenso respecto al mes anterior.
En China los datos siguen sustentando la idea de un aterrizaje suave para la economía. El PIB del cuarto trimestre de 2015 ha mostrado un crecimiento trimestral del +1,6% e interanual del +6,8%, por tanto, cumpliendo los objetivos del gobierno chino de crecer a tasas cercanas al 7%. En el contexto global conocimos las estimaciones del FMI para el crecimiento, donde mejoraron ligeramente las previsiones para la Eurozona (+1,7% 2016e), mantuvo las de China (+6,3% 2016e), y redujo las de Estados Unidos (+2,6% 2016e).
Para esta semana destacan las reuniones de la Fed y del Banco de Japón donde se darán algunas claves sobre el comportamiento de la economía y las medidas que podrían llevar a cabo (ralentización en el ritmo de subidas de tipos americanos y posibles nuevos estímulos monetarios japoneses).

FARMA QUÍMICA SUR

Deja un comentario

El email no será público.