Verano de máximos en EEUU. Feliciano Macías. Asesor de inversiones Renta 4 Málaga - El Sol Digital
Verano de máximos en EEUU. Feliciano Macías. Asesor de inversiones Renta 4 Málaga

Verano de máximos en EEUU. Feliciano Macías. Asesor de inversiones Renta 4 Málaga

Los índices americanos continúan su progresión alcista impulsados principalmente por el sector tecnológico. Tanto el Nasdaq 100 como el S&P 500 marcaron nuevos máximos históricos, mientras que el Dow ya está plano en el año. En Europa, por su parte, los índices recuperaron niveles, si bien continúan mucho más rezagados. Sin apenas referencias macro relevantes, estas nuevas subidas responden a la percepción de una mejora sanitaria en EEUU, y a la mejor disposición mostrada por las autoridades de EEUU y China a la hora de cumplir con los acuerdos comerciales, así como a la expectativa de mantenimiento de tipos de interés en mínimos durante un largo periodo (malo para la banca, así están BBVA y Santander).

Tras varios meses con una tasa de contagios “descontrolada” en EEUU, la tendencia habría comenzado a descender y la media de la última semana ya se habría reducido un 21% desde el 9 de agosto. Además, el número de fallecidos el lunes recortó por debajo de 1.000 por primera vez en el último mes. Por otra parte, Trump estaría intentando acelerar la aprobación de la vacuna de Oxford (Astrazeneca) antes de las elecciones de noviembre, con el consiguiente riesgo.

En el plano comercial, EEUU y China podrían estar acercando posturas al retomar negociaciones para intentar cumplir con la primera fase del acuerdo comercial entre ambos países, aunque los compromisos adquiridos están aún lejos de ser cumplidos y persiste la incertidumbre en distintos frentes (Hong Kong, restricciones del gobierno americano a compañías chinas, Tik Tok, WeChat). Por otra parte, la UE y EEUU rebajan la tensión sobre la guerra comercial al anunciar en un mensaje coordinado la retirada de aranceles a productos por un valor de unos 300 mln USD.

En cuanto a la reunión de Jackson Hole, la cita más esperada de la semana, el presidente de la Fed, Jerome Powell confirmó lo esperado: el objetivo de inflación (2% desde 2012) se flexibilizará y a partir de ahora se buscará una inflación media del 2% a lo largo del tiempo, lo que permitirá superar de forma temporal y moderada el techo del 2% si el nivel de precios previamente ha estado durante una temporada por debajo de dicha referencia. Se confirma así que los tipos permanecerán bajos durante un largo periodo y este escenario de política monetaria expansiva durante varios años es consistente con la afirmación de Powell de que la tasa de paro americana se mantendrá en niveles elevados durante al menos un par de años (última 10,2% vs 3,5% pre-Covid), siendo la recuperación del mercado laboral su principal objetivo.

Esta semana se publican datos macro de relevancia. Destacamos los datos de empleo de agosto en EEUU, que deberían seguir mostrando una recuperación de más de 1,5 mln de puestos de trabajo y sin presión en los salarios, aunque aún estarían muy lejos de recuperar los niveles de empleo previos a la pandemia

A nivel de mercado, seguiremos pendientes de la evolución de la pandemia durante la próxima semana y las implicaciones que pudiese tener sobre el ritmo de recuperación de la actividad y, por consiguiente, en los resultados empresariales de la segunda mitad del año, sin perder de vista las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China, que en la última semana mostraron cierta mejora.

Seguimos manteniendo una posición de prudencia teniendo en cuenta los riesgos que persisten y unas valoraciones que continúan en niveles muy exigentes especialmente en EEUU, y con el riesgo adicional de un incremento de volatilidad a medida que se acerquen las elecciones del 3 de noviembre. En este contexto, nos parece pronto para que la rotación hacia ciclo sea sostenida a falta de mayor visibilidad sobre la evolución de la pandemia y, por derivada, de cuáles serán el ritmo y la intensidad de la recuperación económica. En cualquier caso, hay que destacar la falta de dirección en los mercados durante las últimas semanas, que hace más importante si cabe monitorizar de cerca las carteras para poder adaptarnos con flexibilidad, aprovechando potenciales tomas de beneficios para ir incorporando de forma gradual y con una visión de medio plazo posiciones en algunos valores más vinculados al ciclo y que puedan emerger de la situación actual como ganadores a largo plazo.

Deja un comentario

El email no será público.